Este año les invitamos a que disfruten la obra Made in Lanus, en este caso interpretado por la Cooperativa de Arte de Trans de Argentina.

JUEVES 21 - CCE - 19:00 HS


Sinopsis:

La obra transcurre en la década del 80 -fines-. Desde su título Made in Lanús muestra la coexistencia de dos realidades, dos territorios
(Philadelphia/Lanús), dos lenguas (inglés/español), dos modos de vida (más tecnificada/más artesanal) que se comparan y se confunden en
el diálogo. esa doble realidad no hace más que subrayar el debate interior de Osvaldo y Mabel. Ambos viven, de distinta manera, el peso de
sus mundos, y esa tensión aflora descarnada con cada encuentro y evocación.

La obra tiene un solo acto y una única escenografía, el patio de una humilde casa de Lanús en horas de la tarde. Con la llegada de Mabel y
Osvaldo se abre la posibilidad de una nueva partida, esta vez voluntaria, del Negro y su familia que se frustra por la rotunda decisión de Yoly
de no querer abandonar el país, bajo ninguna circunstancia. La obra se vertebra en una oposición alla/acá, el contraste inevitable nacido del
exilio político de Osvaldo y Mabel.

Mabel es la antítesis de Osvaldo, él se deleita en la evocación y ella se defiende del pasado negándose a recordar.
El Negro (mecánico) es un personaje jovial -hermano de Mabel- . es ingenuo admira “aquello” -EEUU- el mundo de la abundancia “donde nada
de lo viejo se arregla, se tira”, a la vez desprecia la precariedad de su medio local.

Osvaldo es psiquiatra se encuentra en un dilema entre el presente y el futuro. volver a su país implica un costo. Habla de las cosas familiares,
las acaricia: la infancia, el mate, el potrero.. A pesar de haber sido expulsado del país descarta la posibilidad de volver, porque sabe que sus
hijas crecieron en otro ambiente que les impuso un “olor diferente”.

Yoly es sencilla, humilde, desaliñada. Aparentemente más simple es el personaje más fuerte de la obra, su decisión de no irse obliga al
replanteo ´profundo y decisivo de no abandonar el país. Yoly no llora, no se queja “porque no tiene tiempo para quejarse”. Yoly hace, trabaja,
limpia, cocina, plancha y arregla.

En definitiva cada uno replantea, revaloriza su posición frente a la vida teniendo que sacrificar los afectos en virtud de la opción. de esta
manera “apego/resentimiento, ilusión/ compromiso”, representan cuatro criterios válidos cuatro matices de una elección esencia.

Actores:

Lucila Arias
Nicolas Abratte
Emma Serna
Lucas Goye

Dirección:

Emma Serna

Producción:

Estefania Menzel, Sebastián Máximo (Cooperativa Arte-Trans)